viernes, 2 de marzo de 2012

LA HOZ DE TOBERA (Frías) "a vista de cabra"

El otro día, al atardecer, y como suele ser costumbre, las cabras de Tobera cruzaron la carretera, con parsimonia y sabida preferencia respecto a los vehículos, porque "ellas lo valían". No desaproveché la ocasión, me paré , posaron para mí, y se recogieron, como es costumbre, en los altos abrigos inaccesibles, situados en el farallón lateral de la Ermita de Santa María de la Hoz. Nos conocemos de otras veces pues me he topado con ellas por el monte alguna vez.
VIDEO RECOPILATORIO. A pesar de que hay imágenes ya conocidas de hace tiempo, he querido hacer una recopilación completa de mis frecuentes andanzas por los altos del la Hoz de Tobera, "emulando" (solo un poco) a las cabras, ya que las panorámicas, como los abrigos, peñas, frondas, covachones y cuevas son un atractivo para los que amamos el monte agreste.


8 comentarios:

Fernando dijo...

Hola ZáLeZ, Frias y su entorno ya nos lo mostraste anteriormenteA vista de pajaro y ahora esto, a vista de Cabra, te falta a vista de caracol (ras de suelo y despacio)te tienen que dar un Premio los de tu Pueblo por la labor divulgatiba de Frias en la Red, pero me temo que de esto NO organiza concurso el Ayuntamiento, bueno no me hagas mucho caso hablando de esto aqui... estoy como una cabra

JOSE LUIS dijo...

Tuve ocasión de conocer hace unos años este bello paraje, que me encantó. Me llamó la atención ese puente tan simple, tan liviano, tan perfecto, ese por el que defila una cabra, a modo de pasarela. Fue el aperitivo, pues luego acabamos en Frías, que me sorprendió. Siempre que vas a algún sitio que te han alabado mucho, quedas un poco decepcionado. Con Frías me ocurrió lo contrario.
Un saludo. José Luis

ZáLeZ dijo...

Hola Fernando:
Más que a vista de caracol, lo que me falta es a vista de "topo", jeje, pero todo se andará.
Estoy encantado con Frías, con el Alcalde, con los de Turismo y con mucha gente, y porque, al menos conmigo, se portan estupendamente, y a mí todo esto, es una satisfacción personal. A fin de cuentas mi única pretensión en divulgar cosas que para mucha gente no tiene ocasión, por tiempo multitud de circunstancias.
Aún no entiendo el sanbenito de estar como una cabra.Jeje. Yo las veo muy sensatas, prudentes, y con grandes cualidades escaladoras, y encima producen eso que tanto me gusta: el queso de cabra, que para mí es el queso que más me gusta.
Saludos peregrino.

ZáLeZ dijo...

Hola José Luis:
Suele pasar que a veces te cuentan maravillas de un lugar concreto y luego decepciona.
A mí, Frías, la primera vez que lo visité cuando tenía 14 o 15 años, me enamoró, hasta hoy, que me considero fredense de adopción. De eso hace tantos años...
Saludos,

mejora dijo...

Hola Zalez :las cabras hacen su labor en la naturaleza pues limpian mucha maleza del monte, aunque alguna vez tambien arrasan con los plantones. Es increible donde se ponen y como no se despeñan. No hay demasiado rebaños de cabras, todo el mundo se queja del paro , pero no se le ocurre a nadie volver o iniciar una vida en el mundo rural, y según esta de despoblado el campo me imagino que no tiene que ser dificil , vivir del mismo.
Un abrazo

Abilio dijo...

Hola Zález, no por vistas las fotos me han dejado de gustar, menudo vídeo te has currado.
Esos árboles todo helados son preciosos.

Un abrazo

ZáLeZ dijo...

Hola Mejora:
Es el problema del monte, que se estan perdiendo las sendas por la falta de ganado, y opino igual que tú.
Tengo la impresión, que como sigan así las cosas, no habrá más remedio que regresar a los pueblos para autoabastecerse como antaño con los productos del campo. Una vaca, unas cabras, unas gallinas, unos conejos,... y un huerto, y sería suficiente para sobrevivir. Pero no creo que estemos lo suficientemente mentalizados para eso.
Un abrazo,

ZáLeZ dijo...

Hola Abi:
Tengo tantísimas fotos de Tobera que me ví en la necesidad de recopilar con una mínima parte, porque sería demasiado extenso, aún así, creo que me ha quedado el vídeo demasiado largo pero son tantos sitios curiosos los que hay en esta pequeña zona...
Un abrazo,