lunes, 11 de junio de 2018

El adiós mas duro y doloroso. Ya nada será igual que antes cuando te falta lo que más quieres. Las ilusiones se esfuman.

Alcanzaste el final de la cima demasiado rápido y me dejaste atrás. Pero al final también llegaré y espero que haya algo allá arriba y  nos volvamos a encontrar. Hasta siempre.  

En primer lugar quiero darlos las gracias a todos los que habéis seguido mis pasos, pero como todo en la vida, lo que empieza, acaba tarde o temprano.

  Estoy muy cansado y roto por dentro. .  Estos últimos años han sido muy duros para mí. Algunos ya lo sabíais, pero lo peor que me podía pasar estaba por llegar. Perder a la persona que amas y que tienes al lado ha sido atroz. 

   Hace veintitantos años (no llevo bien la cuenta), conocí en Bilbao a Iñaki, la persona más importante de mi vida, a parte de mi madre y hermanas.  Apareció como suele suceder, de la forma más caprichosa.  Desde entonces siempre ha estado a mi lado y hemos sido muy felices. Tenía un corazón que no le cabía en el pecho y eso que lo tenía grande.Tal vez por eso y por las muchas patologías que comenzó a padecer en estos últimos años, hizo que su corazón  dejara de funcionar, y una trombosis coronaria traicionera me lo arrebatara de mi vida para siempre, arropada en la oscuridad de la noche mas profunda. El fatídico 28 de Mayo pasado el mundo se me vino encima como una losa.  Ya sé que aún es muy reciente  y dicen que el tiempo amortigua la inmensa tristeza que ahora mismo me invade. Creía estar acostumbrado a los palos que da la vida pero la pérdida de Iñaki me ha dejado fuera de combate.
Solo aparecía en alguna foto de forma soslayada y muy escasamente. Pero estaba conmigo al pie del cañón de forma activa.

  Aunque era invisible en el blog, la realidad es que estaba muy presente. Solo los últimos años dejó de seguir mis pasos durante las salidas al monte y se conformaba con esperarme en el coche pacientemente a mi regreso, porque sus piernas no le respondían. Yo lo era todo para él, y él para mí.
   
No es fácil asumir la pérdida de un ser querido pero cuando se trata de tu pareja la situación se hace insoportable e inasumible. Siento mucho que para algunos les haya decepcionado, producido rechazo y un  motivo para la critica o incluso molestado esta declaración que hago, más que nada para "acallar los rumores de aquella esquina" pero sinceramente me importan un comino.

   Estos últimos cinco años han sido una cadena continua de nefastos problemas de todo tipo. Creí encontrar un sentido a mi vida dedicándome en cuerpo y alma a la persona que más quería en esta puta vida  donde el sufrimiento se instaló de forma traicionera y silenciosa, pero no ha sido suficiente y una maldita mañana temprano me le encontré sin vida, sin su eterna sonrisa, sin sus buenos días, frío, y bajo un silencio aterrador.
  Dicen que lo que me está pasando es normal, que con el tiempo se asume.. Así lo espero. Mientras tanto he decidido paralizar mi blog . Solo deseo que algún día la inmensa y dolorosa pena desaparezca y la ilusión por las pequeñas cosas me sirvan para llenar el vacío que ahora mismo siento e intentar retomar el camino que dejé a medias. 

    Dedico este vídeo en tu memoria. Son  fotos del pasado, pero quiero recordarte así:

    Querido Iñaki, espero te llegue este mensaje y este vídeo  que he hecho para ti a través del ciberespacio. Sábete que dedico este blog a tu memoria, porque te lo mereces, y espero me perdones por sacarte del anonimato. Lo necesitaba. Y ya sabes, si algún día coincidimos  en ese lugar del cosmos donde dicen que van las buenas personas, donde todo es paz, alegría y amor, espero te acuerdes de mí, y me hagas un sitio si es que para entonces te merezco. Hasta siempre....  Jamás te olvidaré. Maite zaitut hainbeste. 

14 comentarios:

Fernando J. Ruiz dijo...

Un abrazo Zalez, ánimo

Abilio Estefanía dijo...

Hola Ángel, siempre se van los mejores.
Un abrazo

Nixon Altagracia dijo...

Nunca te vi como un rumor. A buen entendedor pocas palabras bastan y a un hombre no se le preguntan segun que cosas.Admirable es tu conocimiento que compartes con tantos . Estarás ausente, lo sabemos pero confiamos que regreses despues de las tinieblas del dolor.Tienes aún mucho que patear.Condolencias señor Zalez.

Isma dijo...

Mucha fuerza

Juan Gonzalo Miguel Martínez dijo...

Te acompaño en tu dolor. Un abrazo.

Javier Montacedo dijo...

No se me ocurre nada para aliviar tu pena, así que simplemente decirte que estoy aquí. Un abrazo.

mejora dijo...

Animo Miguel Angel : aunque es comprensible tu dolor actual , el tiempo lo mitigará. Esperemos que vuelvas a tu blog pronto.

El tejón dijo...

Conseguiste emocionarme como hace mucho que no me emocionaba.
Hace unas semanas dejé para ti un saludo en Frías, no se si te llegó.
Te llegue ahora un abrazo y mucho ánimo.

Teresa Llorente Revenga dijo...

Un gran abrazo Miguel y aquí nos tendrás cuando quieras volver para ayudarte a superar tu pena.

Pitxi dijo...

Un abrazo Miguel.... y cuando no sepas que hacer piensa siempre "Si Iñaki estuviera aquí, que querría que hiciera...?".

Juan Moya dijo...

Aún no te conozco en persona, pero mucho ánimo y adelante.

El Deme dijo...

Hola ZáLez. Se escribe de iglesias, de piedras, de paisajes, de montañas y de cielos nubosos. También se escribe de sentimientos y de tristeza y de rabia. Gracias por transmitir tu experiencia.

Unknown dijo...

No te conozco, sólo leo tu blog. Únicamente soy una voz desconocida que te acompaña en estos momentos. Sí, del dolor se sale, pero las cicatrices quedan.

peña del sol dijo...

Lo siento mucho. Te mando un abrazo sincero.