viernes, 18 de septiembre de 2009

Llegaron las lluvias

Después del verano tórrido y escaso en lluvias (bastante general en la península) por fin el cielo se ha decidido a darnos un aperitivo.

Estos días atrás lo ha intentado por estos lares de forma tímida y puntual en algunos pueblos burebanos y como muestra un botón del bonito desplome entre los pueblos de Calzada-Zuñeda-Vallarta y que os inserto a continuación.


En la zona de Tobera-Frías también se ha producido días atrás algún desplome pero tiene la ventaja añadida que se encuentra rodeado de bosques desde Umión hasta Oña, y debido a su orografía he comprobado por observación directa, a lo largo de años cómo se desarrollan las nubes y las tormentas con más facilidad y también cómo al llegar las nubes desde el Norte, chocan y precipitan con gran facilidad. Por eso no me canso de resaltar una vez más lo importante que son nuestros bosques y que es un hecho constatado y no una milonga o leyenda urbana. Cuidemos nuestros árboles, que son más los beneficios que nos dan por simplemente "estar ahí" que por su madera.

Bienvenidas las lluvias aunque sean generadas por "danas" (embolsamientos de aire frío) muy peligrosos sobre todo para la costa mediterránea por las inundaciones que producen). Son situaciones retrógradas `poco favorables en general para la península puesto que lo "natural" sería la circulación de borrascas Oeste-Este que hace meses no se produce y cada año que pasa menos se prodigan. Todo ello son síntomas de que la circulación global está trastocada y a mi entender, un síntoma de malos augurios . Pero es lo que hay por culpa de las fechorías que hacemos al medio ambiente, y lo estamos pagando con creces.
Diréis que soy un pesado (y lo soy)l, pero no me canso ni me cansaré jamás de decir que hagamos todo lo posible por conservar nuestros árboles, sin ellos estamos abocados a que nos engulla el desierto en un futuro no muy lejano.

4 comentarios:

Abi E. dijo...

Hola Zález, vaya por delante las gracias, por lo que a nosotros respecta de la entrada anterior.

Que foto mas bonita, con esas nubes.

Siendo pelin egoista, menos mal que nosotros ya no estaremos, pero buen legado vamos a dejar a los que vienen detrás.

Un abrazo

ZáLeZ dijo...

Hola Abi.
Nosotros no estaremos para verlo, por fortuna, porque sería la crónica de una muerte anunciada.
Hace un año y medio observé cómo un niño de 10 años,no más, estaba descortezando a modo de anillo un precioso madroño que había en una zona verde al lado de "la estación" de autobuses de Briviesca, con una especie de azadilla pequeña; le llamé la atención diciendole que si hacía eso, el árbol se secaría.. y solo me repetía: y qué, y qué, y qué... Y siguió con su fechoría como si nada. Me dió mucha rabia porque quizás no tenga la culpa sino la educación de sus padres o la educación escolar. Me consoló la idea (peregrina) que posiblemente su generación pagaría las consecuencias, sin saberlo.Por supuesto que se secó el madroño y el Ayuntamiento ha vuelto a reponer con otro más pequeño, que no le doy más de un año de vida, y que sus padres y todos los demás ciudadanos han tenido que pagar con sus impuestos...
¿Y qué....?
Es triste.
Un abrazo.

Temujin dijo...

Zalez un arbol, es un generador de aire limpio, da sombra en verano y retiene el viento en invierno. Sujeta el suelo, previene la erosion, da frutos, crea vida, fija el polvo de la atmosfera (los otros son más dificiles, je, je), enriquece el suelo y aporta humedad al ambiente. Todo eso GRATIS, ¿sera que nos gusta pagar por todo?....

ZáLeZ dijo...

Hola Temijín.
No lo has podido decir mejor y más claro. A mí me has convencido, aunque lo estuviera ya desde que casi tenía la edad de ese "enfant terrible". Intenta convencer a ese niño y volverá a repetirte ¿y qué?.
Un saludo,